Celebremos a la Mujer Trabajadora Tulsa, Oklahoma.-Con motivo de celebrar y valorar el Día de la Mujer… Presentan Propuesta para Detener la Separación de Familias Inmigrantes "El Proyecto de ley “Keep Families Together” prevendría que los oficiales del… LLAMAMIENTO INTERNACIONAL EN APOYO A LOS AFECTADOS POR LA ERUPCION DEL VOLCAN DE FUEGO El domingo 3 de junio los departamentos de Sacatepéquez, Chimaltenango y Escuintla… Varios estadios de la Copa del Mundo corren riesgo de convertirse en elefantes blancos Volgogrado, Rusia (AP) — Rusia parece encaminada a empacar a los fanáticos… ¡Trump también retrasa archivos del asesinato de JFK! ¿Por qué? By Harold Pease, Ph. D Ningún presidente ha insistido en la liberación…

Nalgadas financieras

Nalgadas financieras

Por Andrés Gutierrez,

¿Cómo te castigaban en tu casa? ¿Cómo te disciplinaban cuando hacías una travesura? ¿Te daban con el cinto, te pellizcaban el brazo hasta dejarte el cuerito todo arrugado, te jalaban la patilla donde casi te levantaba del suelo, te daban con la chancla voladora o con el alambre de la lámpara? ¿O te tocó como a los niños modernos y te ponían en “time-out” o te quitaban el videojuego? Parece ser que hoy en día el quitarles el celular causa más dolor que unas nalgadas bien puestas. La pregunta que te tengo es ¿funcionó? ¿Volvías a cometer la misma travesura sabiendo que si te agarraban te tocaría de nuevo? Les comento que conmigo sí funcionó. ¿Como sería tu vida si ese mismo tipo de disciplina existiera en las finanzas personales?
Las finanzas personales tienen más que ver con la conducta que con los números. Si fuera cuestión de fórmulas, nadie tendría problemas ya que solo se necesita matemáticas de segundo grado para saber cuánto entró y cuándo se acabó ese dinero para dejar de gastar. Este tema del dinero realmente no es complicado, pero cuando el dinero llega a manos del ser humano se vuelve emocional y ahí es cuando vienen los problemas. Así como un niño prueba y prueba con travesuras para ver hasta dónde puede llegar sin que le lleguen un par de nalgadas por parte de sus papás, la gente hace lo mismo. La gente empieza a endeudarse y piensan, puedo un poco más porque pude hacer mi pago mínimo. Creo que todos sabemos dónde termina eventualmente esa travesura para la mayoría. ¿Que tal si cada vez que cometieras una travesura financiera te disciplinaran?
He preparado una lista de castigos que ayudarían a mejorar nuestra conducta financiera.

  • Si tu cuenta de banco cae por debajo de los $500 – nalgada
  • Acudir a un préstamo familiar cada vez que tienes problemas – cachetada
  • Hacer pagos mínimos en tu tarjeta de crédito – pellizco
  • No haces un presupuesto – de rodillas sobre fichas (corcholatas o tapas de refrescos)
  • Firmas como codeudor – a limpiar toda la casa, solito, por tonto

Bueno fuera que la vida te diera unas nalgadas, pero no es así. Cuando la vida te disciplina, el castigo es severo. Muchas veces, las travesuras financieras terminan en bancarrota, reposesiones, embargos, divorcios, pérdida de negocios y separaciones familiares. Esas son marcas que quedan para toda la vida. Por eso, les sugiero esta lista para ir reconociendo los errores y cambiar el comportamiento financiero. Hay muchos que los han privado de su libertad por falta de unas nalgadas y unos cintarazos de chiquitos. El punto es que, si cambias tu conducta, así como te la cambiaron tus papás con el cinto, cambiará tu situación financiera.
¿Qué otros castigos financieros sugieres? Comenta aquí abajo.

Comentar con Facebook

Comentar

Los campos obligatorios estan marcados con *

0 Comentarios

Noticias Relacionadas

Compartir