Venezuela en las garras de Maduro Venezuela en las garras de Maduro  Washington – El Senador Bob Menendez… ENERGY FC 0 NEW MEXICO UNITED 3 ENERGY FC 0 NEW MEXICO UNITED 3  Las oportunidades perdidas y los… El nuevo Land Rover Defender desembarca en los Estados Unidos El nuevo Land Rover Defender desembarca en los Estados Unidos Por Enrique… Escuela de Medicina y Enfermería de OU expanden exámenes de COVID-19 Escuela de Medicina y Enfermería de OU expanden exámenes de COVID-19  OKLAHOMA… Receta de la Semana: POLLO MARROQUÍ CON ALBARICOQUES Y QUÍNOA Receta de la Semana: POLLO MARROQUÍ CON ALBARICOQUES Y QUÍNOA Preparacion: 1.…

Todos reaccionan de manera diferente a las situaciones estresantes

Todos reaccionan de manera diferente a las situaciones estresantes

Todos reaccionan de manera diferente a las situaciones estresantes


La forma en que respondas a la pandemia COVID-19 puede depender de tus antecedentes, tu apoyo social de tu familia o amigos, tu situación financiera, tu salud y tus antecedentes emocionales, la comunidad en la que vives y muchos otros factores. Los cambios que pueden ocurrir debido a la pandemia COVID-19 y las formas en que tratamos de contener la propagación del virus pueden afectar a cualquier persona.

Es natural sentir estrés, ansiedad, dolor y preocupación durante y después de un desastre. Todos reaccionan de manera diferente, y tus propios sentimientos cambiarán con el tiempo. Fíjate y acepta cómo te sientes. Cuidar de su salud emocional durante una emergencia le ayudará a pensar con claridad y reaccionar a las necesidades urgentes para protegerse a sí mismo y a su familia. El cuidarse durante una emergencia ayudará a su curación a largo plazo.

Las personas que pueden responder con más fuerza al estrés de una crisis incluyen:

• Personas con mayor riesgo de enfermedad grave por  COVID-19 (por ejemplo, personas mayores y personas con enfermedades subyacentes).

• Niños y adolescentes.

• Personas que cuidan de familiares o seres queridos.

• Trabajadores de primera línea, como proveedores de atención médica y socorristas, empleados minoristas y otros.

• Trabajadores esenciales que trabajan en la industria alimentaria.

• Personas que tienen condiciones de salud mental existentes.

• Personas que usan sustancias o tienen un trastorno por consumo de sustancias.

• Las personas que han perdido su trabajo, han reducido sus horas de trabajo o han tenido otros cambios importantes en su empleo.

• Personas con discapacidades o retraso en el desarrollo.

• Personas que están socialmente aisladas de otras personas, incluidas las personas que viven solas, y las personas en zonas rurales o fronterizas.

• Personas de algunos grupos de minorías raciales y étnicas.

• Personas que no tienen acceso a la información en su idioma principal.

• Personas sin hogar.

• Las personas que viven en entornos de congregación (grupo).

Las personas con enfermedades mentales preexistentes deben continuar con sus planes de tratamiento durante una emergencia y controlar cualquier síntoma nuevo.

Tome las siguientes medidas para hacer frente a un desastre:

• Cuida tu cuerpo – Trate de comer comidas saludables y bien equilibradas, haga ejercicio regularmente y duerma mucho. Evite el alcohol, el tabaco y otras drogas. 

• Conéctate con otras personas – Comparte tus preocupaciones y cómo te sientes con un amigo o familiar. Mantenga relaciones saludables y construya un sistema de apoyo sólido.

• Tomar descansos– Haga tiempo para relajarse y recuerde que los sentimientos fuertes se desvanecerán. Trate de respirar profundamente. Trate de hacer actividades que normalmente disfruta.

• Manténgase informado– Cuando sienta que le falta información, puede estar más estresado o nervioso. Vea, escuche o lea las noticias para recibir actualizaciones de los funcionarios. Tenga en cuenta que puede haber rumores durante una crisis, especialmente en las redes sociales. Compruebe siempre sus fuentes y recurra a fuentes confiables de información como las autoridades de su gobierno y el periódico El Latino American.

• Evite la exposición excesiva a las noticias: tome descansos para ver, leer o escuchar noticias. Puede ser molesto escuchar acerca de la crisis y ver imágenes repetidamente. Trate de hacer actividades agradables y volver a la vida normal tanto como sea posible y comprobar si hay actualizaciones entre descansos.

• Busque ayuda cuando sea necesario– Si la angustia afecta las actividades de su vida diaria durante varios días o semanas, hable con un miembro del clero, consejero o médico, o comuníquese con la línea de ayuda de SAMHSA al  1-800-985-5990.

Cuidado con estos signos comunes de angustia:

• Sentimientos de entumecimiento, incredulidad, ansiedad o miedo.

• Cambios en el apetito, energía, y los niveles de actividad.

• Dificultad para concentrarse.

• Dificultad para dormir o pesadillas y pensamientos e imágenes perturbadores.

• Reacciones físicas, como dolores de cabeza, dolores corporales, problemas estomacales y erupciones cutáneas.

• Empeoramiento de los problemas de salud crónicos.

• Ira o mal humor.

• Aumento del consumo de alcohol, tabaco u otras drogas.

 

Comentar con Facebook

Comentar

Los campos obligatorios estan marcados con *

1 Comentarios

  • Samuel Cynthia
    14 July 2020 17:52

    I have never been so happy for a long time now like I am today, I contacted Jerry Link Credit Group here after a lot of good reviews from past clients and I never regretted my actions. His teams were able to get my credit restored to an excellent state in 4 business days, I got all my negatives erased and he was so much very affordable. My credit card debts were also taken care of and my $43k debts on loans cleared. I totally recommend his service if you are looking to get impressive results on your credit. They are really professionals and very much effective in what they do ...Just contact via the info below:(jerrylinkgroup at gmail dot com or +1(916)888 4118).

Noticias Relacionadas

Compartir