Receta de la Semana: SÁNDWICH DE POLLO CON AGUACATE EN PAN PITA Receta de la Semana: SÁNDWICH DE POLLO CON  AGUACATE EN PAN PITA… Cómo repercutirá la pandemia en la industria automotriz Cómo repercutirá la pandemia en la industria automotriz Por Enrique Kogan Se… OKC REMAINS TOP OF GROUP D AFTER 1-1 DRAW WITH RGV OKC REMAINS TOP OF GROUP D AFTER 1-1 DRAW WITH RGV Frank… Explorando la Ruta Histórica 66 en Oklahoma Explorando la Ruta Histórica 66 en Oklahoma Oklahoma es el hogar de… A medida que los padres y las escuelas se desplazan al aprendizaje a distancia los oftalmólogos fomentan más exámenes de la visión A medida que los padres y las escuelas se desplazan al aprendizaje…

Porque General Motors le declaró la guerra a Fiat Chrysler?

Porque General Motors le declaró la guerra a Fiat Chrysler?

Porque General Motors le declaró la guerra a Fiat Chrysler?


Siempre hubo guerras comerciales entre los fabricantes de autos, y más entre los tres grandes de Detroit, que pelean por posicionarse en cada segmento de la industria.

Pero esta vez la guerra paso a ser algo más seria, ya que General Motors presentó una demanda de extorsión contra Fiat Chrysler, lo que representa una bomba legal para la industria automotriz estadounidense.

Según cita el sitio Auto News, el lado de GM expone en detalle forense cómo FCA supuestamente conspiró durante muchos años para canalizar pagos a funcionarios de la UAW (unión de Trabajadores), corromper el proceso de negociación colectiva sobre salarios y así asegurar una ventaja competitiva.

En esencia, está tratando de reescribir la última década de la historia de la industria automotriz estadounidense, que vio a GM y Chrysler recuperarse dramáticamente de la bancarrota del Capítulo 11.

Según GM, la fusión del Fiat de Italia con el Chrysler de Michigan y su posterior renacimiento bajo el liderazgo de Sergio Marchionne se basó en la corrupción.

Puede ser difícil probar partes de su caso, particularmente su afirmación de que el objetivo de la supuesta conspiración era debilitar a GM y forzarlo a una fusión con Fiat.

La compañía italiana dice que la demanda no tiene fundamento, lo que implica que cualquier pago de sobornos habría sido un caso de algunas manzanas podridas.

Sin embargo, esta es una defensa incómoda: los fiscales federales han acusado a los gerentes de la FCA de tratar de mantener a los funcionarios sindicales «gordos, tontos y felices» y tres de los ejecutivos de la compañía se han declarado culpables de varios cargos.

Independientemente de si GM logra extraer miles de millones de dólares de compensación de su rival, la demanda parece calculada para castigar a Fiat y desestabilizar su recuperación.

La fusión propuesta por Fiat con Peugeot SA de Francia, un posible acuerdo laboral con la UAW y la reputación del difunto Marchionne están en juego. Las relaciones entre los dos fabricantes de automóviles y con los sindicatos de Estados Unidos nunca volverán a ser las mismas.

La demanda de GM contiene muchos reclamos bien salados, pero esto va mucho más allá de las acusaciones de comidas de lujo, viajes y obsequios a funcionarios de la UAW para asegurar costos laborales más bajos y más flexibles.

En las acusaciones de GM, el pecado original se remonta a 2009 cuando la compañía italiana logró ganar el apoyo del gobierno de los EE. UU. para obtener el control operativo, sin efectivo, sobre una icónica compañía automotriz Chrysler, que estaba en la bancarrota.

Y GM deja pocas dudas sobre dónde se detiene el dinero por la supuesta orgía de soborno sindical que siguió: el ex jefe de Fiat, Marchionne.

Esto es impactante porque para muchos inversores Marchionne fue un héroe que creó un gran valor. Sin lugar a dudas, esto rallado con GM, cuya notable recuperación posterior a la crisis le permitió defenderse de las propuestas de fusión de FCA.

Comentar con Facebook

Comentar

Los campos obligatorios estan marcados con *

0 Comentarios

Noticias Relacionadas

Compartir